viernes, agosto 26, 2011

Ilusiones con traje viejo

De nuevo fuera a las primeras de cambio, agua fría para calmar euforias y con las puertas en las narices. Esto es Europa, el aseo y el esmoquin desvencijado no son suficientes para presentarse en sociedad sin hechuras ni distinción, caché que le dicen algunos.


¿Qué es si no la pretemporada?, periodo de saber lo que quieres y analizar lo que tienes, lo que te servirá y con lo que no harás más que descubrir tus defectos, probar lo que te da prestancia y lo que te acerca a la chabacanería, ir de compras, claro que cuando el fondo de armario está vacío por inservible éstas han de ser numerosas, y una vez probado todo mirarte en el espejo y decir “que bien me sienta”.

Un viaje a la nada cuando, al final, los zapatos nuevos que probaste los dejas relucientes y sin estrenar por los usados que no te aprietan, cuando aquella sortija pequeñita pero relumbrante, la cambias por otra más grande aunque con menos fulgor y cuando has dejado para cuando haga frío aquel abrigo señorial sin tener otro de repuesto. Sales de noche y aprieta la rasca, tiras de la manga y pareces contrahecho, aprietas los botones y el frío entra por la espalda, recordando que has dejado en el galán el nuevo traje.

Te abren las puertas y tú de pasmarote y encogido, con las manos en los bolsillos buscando lo que te falta sin esperanzas de encontrarlo y una mirada del supervisor a tus zapatos te espeta la realidad a la cara.

2 OPINIONES VARIADAS:

J.J.Conde dijo...

Ya te lo dije, Manuel. Nunca me pareció, ni me parece, que don Marcelino sea el entrenador adecuado para el Sevilla F.C. Pero sobre todo, si se quiere aspirar a lo más alto, HAY QUE RASCARSE EL BOLSILLO,amigo.

Manuel Corrales Scota dijo...

Errores de bulto ha cometido, Fazio de mediocentro en el primer partido, no confiar en Salva en ese primer partido y Campaña en este segundo desde el inicio, así como no saber cambiar el sistema a un sólo delantero, con Trochowski en la media punta. Pero aún más nefasta es la planificación de la plantilla, donde falta al menos un defensa central más y con la salida de Rodri, otro delantero centro.